Breve historia para dos





Le dije bésame
sálvame de la razón
así cuando me ame
escucharía mi corazón.

Me dijo mírame
ante tal afirmación
no deseo me lastimes
y que olvides la pasión.

Fue ese instante
el deseo nos marcó
una historia que antes
de los tiempo existió.

Alexander Galván López

-

Entradas más populares de este blog

Al despertar.

Fuego mudo - Mario Benedetti

Chau pesimismo - Mario Benedetti

Capítulo 93 - Julio Cortázar

Nocturno

Aún te siento

De carne y hueso - Edgar Oceransky