Un lugar singular



Te quiero como para llevarte


Yo soñé que viajaba
al espacio sideral
en mi nave, soñaba
dejar todo atrás.

Y mientras volaba
no miré hacia allá
hacia aquellos días
de total oscuridad.

De la vida escapaba
sin nada extrañar
sin dios y sin alma
y todo por lograr.

Yo soñé que llegaba
a un lugar singular
sin miedos, sin odios
pero sin felicidad.


 Alexander Galván López
La mejor selección de poemas inéditos 

-

Entradas más populares de este blog

Nocturno - Mario Benedetti

Al despertar.

Decir que no - Mario Benedetti

Poema 4 - Pablo Neruda

Capítulo 93 - Julio Cortázar

Próximo prójimo - Mario Benedetti

Cotidiana I - Mario Benedetti