Hilo rojo el destino



Me enamoré como se enamoró el sol de la luna

Fue casualidad o el destino
quien te pusiera en mi camino
fue el azar o fue el capricho
lo que te pone hoy al fin del hilo.

Pienso que fue un desatino
no creer a ciegas en el destino
será que al final, esto se ha dicho
no me atarán a un simple hilo.

Ya sea mi fe o sea mi signo
quien determine si me convino
si al parecer está entredicho
que nos una solo un tonto hilo.

Lo que creo, es mejor decirlo
nos une el amor, no el destino
o un anciano y su cruel capricho
mientras, el hilo rojo al fin es mío.

 Alexander Galván López

-

Entradas más populares de este blog

Vaya uno a saber - Mario Benedetti

Desvelo

Adiós

Palabras menores - Mario Benedetti

Ah soledades - Mario Benedetti

Indómito

Prisionero de tu olvido