Ante el espejo

No perdí el tiempo yo tras los relojes,
ni en comprarme un traje color disparate.
No perdí el tiempo corriendo, huyendo,
todo tembloroso a ninguna parte.
Ni perdí el tiempo usando a la gente,
queriendo ser más que un hombre decente.
No perdí el tiempo juntando dinero,
para quedar preso detrás de los sueños.

He perdido el tiempo en cosas triviales,
para muchos tontas, para mí importantes.
He perdido el tiempo junto a los amigos,
compartiendo sueños para ser vividos.
también perdí el tiempo ante un pizarrón,
formando los hombres para un mundo mejor.
He perdido el tiempo gastando las calles,
para ver al hombre domar las ciudades.

Si al tiempo lo encuentro, lo vuelvo a perder
de la misma forma que lo perdí ayer,
para ser feliz, perdí todo el tiempo,
qué me importa eso si al menos ... viví.
Raúl Horacio Luterstein

También te puede interesar: " Pañuelos- Palomas"

Entradas más populares de este blog

Olvido circular

No renuncio a quererte

Deseo ...

Ojos Negros.

Te escondo en mis sueños

Razones

Solo deja que te ame