Entradas

..

Enemigo - Mario Benedetti

Imagen
Tus ojos miran como dos latidos
tu corazón no puede con su roca,
tu memoria se tapa los oídos.

Maldices aunque no muevas la boca,
sigues comprando el surco y los matones,
el azar, los desnudos y la poca

vergüenza que te pisa los talones,
sigues comprando hectáreas y tristezas.
Pero son demasiadas emociones.

Como todos, escondes tus flaquezas
y tu memoria sabe lo que sabe.
Llega la hora. Y además empiezas

a crujir, enemigo. Eso es muy grave.
Mario Benedetti

No me arrepiento de nada -Gioconda Belli

Imagen
Desde la mujer que soy,
a veces me da por contemplar
aquellas que pude haber sido;
las mujeres primorosas,
hacendosas, buenas esposas,
dechado de virtudes,
que deseara mi madre.

No sé por qué
la vida entera he pasado
rebelándome contra ellas.
Odio sus amenazas en mi cuerpo.
La culpa que sus vidas impecables,

por extraño maleficio,
me inspiran.
Reniego de sus buenos oficios;
de los llantos a escondidas del esposo,
del pudor de su desnudez
bajo la planchada y almidonada ropa interior.
Estas mujeres; sin embargo,
me miran desde el interior de los espejos,
levantan su dedo acusador
y, a veces, cedo a sus miradas de reproche
y quiero ganarme la aceptación universal,
ser la «niña buena», la «mujer decente»
la Gioconda irreprochable.
Sacarme diez en conducta
con el partido, el estado, las amistades,
mi familia, mis hijos y todos los demás seres
que abundantes pueblan este mundo nuestro.
En esta contradicción inevitable
entre lo que debió haber sido y lo que es,
he librado numerosas batallas…

No es nada de tu cuerpo - Jaime Sabines

Imagen
No es nada de tu cuerpo,
ni tu piel, ni tus ojos, ni tu vientre,

ni ese lugar secreto que los dos conocemos,
fosa de nuestra muerte, final de nuestro entierro.
No es tu boca —tu boca
que es igual que tu sexo—,
ni la reunión exacta de tus pechos,
ni tu espalda dulcísima y suave,
ni tu ombligo, en que bebo.
Ni son tus muslos duros como el día,
ni tus rodillas de marfil al fuego,
ni tus pies diminutos y sangrantes,
ni tu olor, ni tu pelo.
No es tu mirada —¿qué es una mirada?—
triste luz descarriada, paz sin dueño,
ni el álbum de tu oído, ni tus voces,
ni las ojeras que te deja el sueño.
Ni es tu lengua de víbora tampoco,
flecha de avispas en el aire ciego,
ni la humedad caliente de tu asfixia
que sostiene tu beso.
No es nada de tu cuerpo,
ni una brizna, ni un pétalo,
ni una gota, ni un gramo, ni un momento:

Es sólo este lugar donde estuviste,
estos mis brazos tercos.
Jaime Sabines

Duerme negrito - Mercedes Sosa

Imagen
Duerme, duerme negrito,
que tu mama está en el campo, negrito...

Duerme, duerme negrito,
que tu mama está en el campo, negrito...


Te va a traer codornices para ti,
te va a traer rica fruta para ti,
te va a traer carne de cerdo para ti.
te va a traer muchas cosas para ti.
Y si negro no se duerme,
viene diablo blanco
y ¡zas! le come la patita,
¡chacapumba, chacapún…!

Duerme, duerme negrito,
que tu mama está en el campo, negrito...

Trabajando,
trabajando duramente, trabajando sí,
trabajando y no le pagan, trabajando sí,
trabajando y va tosiendo, trabajando sí,
trabajando y va de luto, trabajando sí,
pa'l negrito chiquitito, trabajando sí,
pa'l negrito chiquitito, trabajando sí,
no le pagan sí, va tosiendo sí
va de luto sí, duramente sí.

Duerme, duerme negrito,
que tu mama está en el campo, negrito...

Mercedes Sosa
*Duerme negrito es una popular canción de cuna.con acordes folclóricos de Argentina, recopilada e interpretada originalmente por Atahualpa Yupanqui y posteriormente ver…

Así estoy yo sin ti - Joaquín Sabina

Imagen
Extraño como un pato en el Manzanares,
torpe como un suicida sin vocación,
absurdo como un belga por soleares,
vacío como una isla sin Robinson,
oscuro como un túnel sin tren expreso,
negro como los ángeles de Machín,
febril como la carta de amor de un preso...
así estoy yo, así estoy yo, sin ti.

Perdido como un quinto en día de permiso,
como un santo sin paraíso,
como el ojo del maniquí,
huraño como un dandy con lamparones,
como un barco sin polizones...,
así estoy yo, así estoy yo, sin ti.

Más triste que un torero

al otro lado del telón de acero.
Así estoy yo, así estoy yo, sin ti.
Vencido como un viejo que pierde al tute,
lascivo como el beso del coronel,
furtivo como el Lute cuando era el Lute,
inquieto como un párroco en un burdel,
errante como un taxi por el desierto,
quemado como el cielo de Chernovil,
solo como un poeta en el aeropuerto...
así estoy yo, así estoy yo, sin ti.
Inútil como un sello por triplicado,
como el semen de los ahorcados,
como el libro del porvenir,
viole…

Sobre fuegos en el camino

Imagen
Nació el lucero del alba,
portador de rebelión.
desolada la tierra que habita;
y nunca le vi de rodillas,
sino muriendo en la vorágine
de luchar sin armadura.


Una vez
amé esos ojos miel,
agrestes
como hogueras encendidas,
lunas llenas,
y odié verlos de lejos
inalcanzables.

En el camino lo decidí:
¡Seré un demonio!
Desolada la tierra
y ya no la habito,
pues yo la poseo.

También en su momento
canté versos al mundo.
Él escucho y me dijo:
¡Calla!
¡No serás más lucero!
Abraza la oscuridad,
las raíces,
la idiotez circundante.
Y abrazando árboles
comprendí por fin
que nací alumno, no maestro.

Ya no todo lleva su nombre,
ahora mutó,
solo fue una escala,
la más hermosa,
la más salvaje,
la vi entre añil y aguamarina,
efímera. Un sueño.

El final del camino
lo recorrerá este fuego,
apagado,
sólo,
sentado en la orilla,
puede que roto,
pero nunca más pequeño.

Esperaré frente al mar,
sobre la arena,
y sé que las olas
traerán de vuelta
lo que siempre fue mío.
Quizás vea la rebelión
venir contigo de …

Ni tu amor era tan grande...-Edel Juárez

Imagen
Ni tu amor era tan grande ni la paciencia mi condena.
ahora que no me mata la espera, me mata el necesitarte.
tanto se dijo de ti, tanto planear juntos,
que me apuro a barrer mi casa, yo no quiero recuerdos tuyos.

Fui tu vida más breve, tu amor eterno inconcluso;
fui todo lo que soñé que pude ser a tu lado,
todo lo fuimos,
todo se vivió en algún sitio,
pero no fui motivo y me duele perder lo que nunca he tenido.

Ahora retomo las frases, me hago un nudo con el ombligo,
vuelvo a mirar lo que tengo, lo que nunca fue tuyo ni será de nuevo mío.
aprendo a amarte de a pocos, media de amor y media de olvido.
por si volvieras me quedo con algunos planes, con todo el valor,
pero tonto que soy, el daño lo olvido.
Edel Juaréz
*Edel Juárez es un escritor mexicano. Que ha encontrado en los foros musicales el sitio ideal  para difundir su obra, dada la rápida respuesta de los lectores y oyentes. Su objetivo principal es acercar la literatura a la juventud, y consiguió que renazca el gusto por esta f…